lunes, 5 de octubre de 2015

Mario Benedetti.

Las fotografías son miradas que encuentran su paisaje... (Alondra)

http://www.canonistas.com/  Fotoviejo


El faro

A aquel faro le gustaba su tarea, no sólo porque le permitía ayudar, merced a su sencillo e imprescindible foco, a veleros, yates y remolcadores hasta que se perdían en algún recodo del horizonte, sino también porque le dejaba entrever, con astuta intermitencia, a ciertas parejitas que hacían y deshacían el amor en el discreto refugio de algún auto estacionado más allá de las rocas.

Aquel faro era incurablemente optimista y no estaba dispuesto a cambiar por ningún otro su alegre oficio de iluminador. Se imaginaba que la noche no podía ser noche sin su luz, creía que ésta era la única estrella a flor de tierra pero sobre todo a flor de agua, y hasta se hacía la ilusión de que su clásica intermitencia era el equivalente de una risa saludable y candorosa.

Así hasta que en una ocasión aciaga se quedó sin luz. Vaya a saber por qué sinrazón mecánica el mecanismo autónomo falló y la noche puso toda su oscuridad a disposición del encrespado mar. Para peor de los males se desató una tormenta con relámpagos, truenos y toda la compañía. El faro no pudo conciliar el sueño. La espesa oscuridad siempre le provocaba insomnio, además de náuseas.

Sólo cuando al alba el otro faro, también llamado sol, fue encendiendo de a poco la ribera y el oleaje, el faro del cuento tuvo noción de la tragedia. Ahí nomás, a pocas millas de su torre grisácea, se veía un velero semihundido. Por supuesto pensó en la gente, en los posibles náufragos, pero sobre todo pensó en el velero, ya que siempre se había sentido más ligado a los barcos que a los barqueros. Sintió que su reacio corazón se estremecía y ya no pudo más. Cerró su ojo de modesto cíclope y lloró dos o tres lágrimas de piedra.

17 comentarios:

  1. Una preciosa historia personificando a esos faros tan bonitos, guías imperturbables de barcos y marineros.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Es precioso como lo es por su sencillez y hasta ingenuidad, todo lo de Benedetti.

    Acabo de visitar a Cantares y allí me he encontrado con Benedetti. Hoy es un día de suerte porque leer a Benedetti siempre me alegra el día. Tengo, además, la compañía de mi nieto Diego y de mi hija cuando regrese del trabajo. Completo.

    Para variar, hoy se publicará mi comentario con el nombre de mi nieto. Estoy aprovechando unos minutos para pasar a leer lo que vais publicando y claro...esas son las consecuencias.

    Espero que estés bien, desde todos los puntos de vista. De ánimo, estás genial.

    Acaba de verlo mi nieto y lo hemos cambiado por anónimo. Un abrazo. Franziska

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amiga para esta alondra tus letras son reconocibles da igual que nombre te ponga google: Unknow - anónimo, o perico de los palotes :)
      Gracias por estar, el día 8 sabré si pasé lo ItV. o tengo que empezar de nuevo...
      Un abrazo muy grande y me alegro que disfrutes de tu familia, sobre todo de Diego y es que los nietos nos dan empujoncitos para seguir.

      Eliminar
  3. Benedetti es siempre una delicia para disfrtutar, el prosa o en verso
    Me alegro por esta coincidencia
    Buena semana
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Los faros tienen un encanto especial. El cuento de este faro tan sensible me ha gustado mucho.Besicos

    ResponderEliminar
  5. Qué hermoso texto amiga. Siempre he sentido una extraña atracción por los faros. Me gustaba imaginar-hablo de hace tiempo, ahora la mayoría están controlados mecánicamente- en la vida de sus centinelas y en cómo sería pasar una noche de tormenta y vendaval desde uno de estos lugares. Finalmente el faro es el cíclope que guía la senda de los navíos, la pena de ver uno de ellos sumergido lo cegó por siempre.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  6. A cada cita este faro con nombre de Alondra me dá claridad y buén tiento...Me alegra su vuelta de lejanas tinieblas sin saber dónde andará. Incansable en su vuelo vuelve a sus lectores con el corazón pleno de ilusión. Los mal pensados quisieran mi comentario pero yo vuelo como águila solitaria sin sentirme solo...En este rinconcito, todo el mundo se ilumina por la sensibilidad y el buén hacer. Estuve pensando en regalarle unas palabras por mi gratitud en estas tierras del Sur y hoy, porque me gustó ser iluminado por un faro, tuve la ocasión.
    Me encanta Mario Benedetti. Hace poco leí la borra del café y me encantó...

    Gracias amiga.
    Un saludo afectuoso.

    ResponderEliminar
  7. Gracias amigas/os de palabras compartidas, es muy importante para mi saber que estáis al otro lado de la ventana.

    ResponderEliminar
  8. Yo podría decir que tú eres el precioso faro que da luz a la blogosfera.
    De nuevo con vosotros, después de mi larga ausencia, no puedo por menos que hacerte una visita para agradecer esos comentarios que has dejado en mi espacio durante mis largas vacaciones,
    No he olvidado tus letras y a esa alondra que se posó un día en mi ventana.
    Cariños en el corazón.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de tu regreso pasaré por tu ventana. Bss.

      Eliminar
  9. Y a propósito de CANTARES ¿Será que puedes revisar algo del discurso de Serrat. Lo escribí en tigrero. Te dejo el enlace. Dale un vistazo
    http://tigrero-literario.blogspot.com/2011/06/joan-manuel-serrat-en-su-discurso-del.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alí, Para Ana-Cantares, Serrat tiene un significado especial, por eso nadie mejor que él para adornar su espacio. Me pasaré por tu escrito y seguramente ella también.
      Un abrazo

      Eliminar
  10. Alondra, eres el faro y el farolero, eres una luz que has iluminado muchas veces mi travesía ...he regresado hoy día de mi cumple , sin muchas pretensiones intelectuales ..... me siento extraña en un mundo paralelo. Es siempre edificante e inspirador venir a tu ventana y leerte, el post de hoy es hermoso ::: Bueno Benedetti siempre será Benedetti te quiero Alondra gracias por trinar en mi ventana espero llegar a tiempo un abrazo amiga de letras compartidas

    ResponderEliminar
  11. Me ha encantado. Preciosa y original personificación de un faro. Hoy este faro me ha hecho un guiño a mí. Gracias por traérnoslo Alondra.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. MIL GRACIAS!!!!!
    Fué una inmensa alegría regresar de la cena y encontrar tu regalo
    Besos grandes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ha sido una alegría, espero seguir compartiendo... Miles de abrazos

      Eliminar

Un escrito crece con tu comentario. ¡Gracias!