sábado, 29 de marzo de 2014

Espacio abierto a... André

“Dejar que una amistad muera por negligencia o por silencio, es una locura comparable a arrojar lejos uno de los mayores tesoros de este cansado peregrinaje” – Samuel Johnson

Últimamente no llevo esta frase a la práctica, estoy hibernando como los osos y tengo que proponerme seriamente volver a salir de mi cueva...
Sin embargo, en esta ventana, disfruto tanto con esta etiqueta que suelo recuperarla con mucho afecto para hablaros de amigos de palabras que me acompañan desde hace tiempo. Hoy os presento el blog de http://andresdeartabro.blogspot.com.es/  (Nereidas)



Las nereidas pueden considerarse como representación de la infinita variedad de fenómenos y aspectos del océano, son divinidades bienhechoras y protectoras. Los navegantes las invocan para obtener una feliz travesía. André que vive junto al mar les tiene un especial cariño, al menos eso pienso, ya que le puso ese nombre a su ventana.


Él es un sembrador de palabras, de esas que no resbalan, se amarran al corazón.
Pienso que es firme como la tierra, cálido como una tarde de verano y limpio como un mar en calma. En sus respuestas analiza y armoniza, penetra en tus palabras para adivinar el bálsamo que necesitas.
El pasado y el presente se conjugan en su blog. con imágenes de su autoria que nos muestran la nostalgia pero con el ánimo abierto a la esperanza en el futuro.


Tiene un huerto donde cultiva hermosas rosas de todos los colores, son para "ella", su amor, pero las comparte con quienes le seguimos. Dice García Márquez que:  “Recordar es fácil para el que tiene memoria. Olvidar es difícil para quien tiene corazón.” y el corazón de André  es tan grande que nos hace sentir especiales.

Uno de sus poemas:


Me gusta mirar al cielo
me gusta decir tu nombre,
me gusta mirar al mar,
me gusta hablarle a las olas
me gusta pensar a solas.
Me gusta recordar,
me gusta hasta esperar,
me gusta vivir y dar,
me gusta oír mis suspiros,
me gusta haberte conocido
me gusta tu risa, tu saber estar,
me gusta la blonda de tu pelo
me gusta sí, mirar al cielo;
me gusta tu caminar
me gusta hasta en soledad
me gusta romper la intimidad
me gusta gritar en silencio
y...seguir diciendo ¡Te quiero!
(10- 2014)

 Otro de sus escritos y fotografía:



Horizonte y mi pensamiento...

Subí en mi barca icé mi vela romana surqué veloz el mar,
en pos de la puesta de sol, quiero sorprenderlos en el beso
que no espera. Olvidarme de la estela, la mirada siempre al frente sin pestañear.
Siempre me gustó lograr una quimera ¡Cuántas cosas hemos logrado los humanos
porque nadie nos advirtió que eran imposibles de lograr!
Solo conseguí llegar a la aurora y allí estaba el infinito , perdido el horizonte encontrando la alborada.
Y salió de nuevo el día, quise contemplar el rubor del beso de ese mar y de su cielo
No, nunca consigo llegar al horizonte ni al despuntar de la mañana,
allí donde todo se funde y no sé si soy el centro de todo o estoy en medio de la nada
Pero sentí así el placer de estar vivo, aprendí a mirar el horizonte y empecé a entender eso de "el alma"
Septiembre 10-2013

Si como decía Gandhi: “La felicidad consiste en poner de acuerdo tus pensamientos, tus palabras y tus hechos” creo que André es un hombre feliz y tiene mi admiración y mi respeto.

Todas las imágenes pertenecen al blog  http://andresdeartabro.blogspot.com.es/


jueves, 27 de marzo de 2014

Desde el otro lado...


http://www.dibujalia.com/

Os quiero contar que soy una mujer de 38 años, jugué en un equipo de  baloncesto, estudié una carrera, trabajé con pequeños contratos y un día decidí opositar a un cuerpo de seguridad del estado. Aprobé, fui a la academia correspondiente, hice prácticas y me dieron un destino.  Hoy soy madre soltera de una hermosa niña de cuatros años, estoy pagando una hipoteca y doy gracias porque mi madre hace arreglos para una empresa de confección trabajando en casa y puede ayudarme a cuidar a mi niña; no tengo horario fijo, unas veces voy de mañana, otras de tarde, de noche, fines de semana, navidad ...

Mi vida es similar a la tuya, por eso pienso que no hay - "unos" y "otros"- Soy de los "unos" porque tengo los mismos problemas que tú, también estoy indignada con un sistema político que cada día nos deja sin algún derecho, pero soy de los "otros" cuando mi jefe me dice que hoy toca vigilar una manifestación, ir a desalojar a unos chicos que protegen unos árboles... soy la cara visible del sistema; el alcalde está al calorcito en su despecho y el gobernador civil da las órdenes por teléfono.

Insultar al que lleva el uniforme, utilizarlo de saco de boxeo para descargar la ira a tantos problemas que tenemos, se esta convirtiendo en algo normal y eso debería preocuparnos. Como en cualquier trabajo el jefe manda y las ordenes no puedo debatirlas ni cuestionarlas. Tengo que proteger el orden público, garantizar la seguridad de los que se manifiestan y del resto de los ciudadanos pero siempre surgen pequeños grupos que escupen, insultan a mi madre, lanza piedras, destroza mobiliario urbano, propiedad privada, etc., y esa violencia no ayuda, hace perder la razón a los que convocan la protesta, y ya sabéis, si en algún momento tengo que defenderme sacando la porra entonces se me acusa de brutalidad.

Nadie es mejor que otro, en todos los entornos hay buenos y malos y si cometo un error os aseguro que lo pago caro, puedo ser denunciada y pongo en riesgo mi forma de ganarme la vida pero me duele que se diga tan fácilmente: "Todos los policías son unos hijos de puta y deberían estar muertos”

A veces puedo pedirte que te identifiques, que extiendas los brazos e incluso cachearte,  no me puedo confiar, la persona aparentemente más normal del mundo puede sacar una navaja y apuñalarme. Cuando hacemos controles ni te imaginas las cosas que requisamos; cuando alguien muere en la carretera allí estamos acompañando el cadáver hasta que el juez hace el levantamiento y somos carteros que pocas veces llevan noticias buenas a las familias. En la comisaría recibo a mujeres maltratadas y las acompaño al hospital, otras veces  voy a detener al maltratador;  busco a jóvenes perdidos en una excursión en el monte o tengo que llamar a una ambulancia porque una niña de quince años tiene un intoxicación etílica en un botellón;  soy paño de lágrimas de ancianos que han sido víctimas de un robo y no te sigo contando...

Regreso a casa cansada  física y psicológicamente y aún así, no puedo dormir, en ocasiones tengo satisfacciones, no te lo niego, pero la mayoría de las veces mi trabajo se desenvuelve con la parte oscura de la sociedad.

Espero que después de leer esta carta me veas como persona aunque lleve un uniforme.


Aclaración: este escrito es producto de mi imaginación, no es mi caso personal, simplemente intenté ponerme en el lugar de quienes parecen los malos de la película en los medios de comunicación. 

lunes, 24 de marzo de 2014

Adolfo Suárez




¡Buen viaje Sr. Ex. Presidente! 
Cuántas ilusiones en aquel tiempo...
Cuántas palabras que no fueron inútiles... 
Había ganas de no volver atrás, de subirnos al tren de la libertad y más que las ideologías importó el proyecto.





Frases para no olvidar:

"Agradeceré busquen siempre las cosas que les unen y dialoguen con serenidad y espíritu de justicia sobre aquellas que les separan".


"El poder se tiene mientras se ejerce y su única legitimidad es la entrega total al servicio de los demás" 



"Hicimos lo que debíamos hacer, me siento tranquilo en mi conciencia"

¡Descanse en paz!

sábado, 22 de marzo de 2014

Escrito empalagoso :)

Después de muchos días abro esta ventana, llegó la primavera y debo cambiar la foto donde la nieve fue protagonista. En una vieja carpeta encontré esta imagen, anuncia que las flores se están abriendo a la vida. No tuve la precaución de anotar el autor, lo buscaré y le daré el protagonismo que merece.

Disfruto con la luz, me seduce la revolución de la  naturaleza, los pájaros comienzan a hacer frecuentes sus cantos  y ayer, en mi paseo con Lúa, las margaritas brotaban entre la alfombra verde del jardín. Es una estación del año donde a pesar de los rigores del invierno los árboles nos muestran su fortaleza para seguir la vida.

La primavera también tiene la magia de traer nuestro corazón desde lugares de objetos perdidos, de empezar a pintar cuadros de colores en la mente, de buscar la ilusión arañando si es necesario la tierra. El viento nos emborracha con su aroma a vida y puede llegar el amor, ese que a veces dura y a veces duele.

domingo, 9 de marzo de 2014

Baldo Ramos

Es uno de los poetas gallegos contemporáneos con mayor proyección. Nació en 1971 en Celanova (Ourense) y ya ha recibido varios premios tanto literarios como artísticos. Entre su obra, se encuentra este poema:

Ás veces faltannos as palabras...


Ás veces fáltannos palabras
e ás veces sóbrannos.
Ás veces fáltanos o tempo de dicilas
e ás veces pásanos o tempo de calalas.
Ás veces precisamos o que xa temos
e ás veces desbotamos o alleo como se fora noso.
Ás veces mantimos inxustamente 
e ás veces facemos da lei unha verdade fedorenta.

Traducción:

A veces nos faltan las palabras
y a veces nos sobran.
A veces nos falta tiempo para decirlas
y a veces se nos pasa el tiempo para callarlas.
A veces necesitamos lo que ya tenemos
y a veces disponemos de lo ajeno como si fuera nuestro.
A veces mentimos injustamente
y a veces hacemos de la ley una verdad maloliente.


P.D. De un tiempo a esta parte me hacen falta palabras y es por eso que uso las de otros...


lunes, 3 de marzo de 2014

Javier Sierra

Cuando vas al hospital siempre sabes a que hora entras pero nunca a que hora sales. Una vez estacionado el coche me acerco a la librería que hay en el edificio a comprar la prensa del día y suelo aprovechar para curiosear el stand de los libros de bolsillo, esta vez me llamó la atención  La Dama Azul y como las horas se hacen eternas llevo mejor el tiempo con historias ajenas al lugar donde me encuentro.


Esta novela cuenta una historia que parece ciencia ficción, o un enigma, se lee con la intriga de las novelas de detectives. El tema que aborda mezcla  noticias y hechos misteriosos. En el año 1629 cuando llegaron a Nuevo México los sacerdotes españoles a predicar el Evangelio, se encontraron con que los indios se dirigían a su encuentro para convertirse a la nueva fe, todo se debía a que previamente se les había aparecido una misteriosa dama de azul, dicha dama era Sor María Jesús de Ágreda, una monja de clausura de un pueblo perdido de España y que llegó a tener tanta relevancia que el rey Felipe IV la tuvo de consejera.

La lectura es amena va entrelazando historias paralelas, en España, Italia y una tercera en los sueños recurrentes de una joven americana. Mezcla hechos históricos bastante exactos con una explicación física de hechos paranormales que tienen como nexo común la bilocación y la cronovisión fenómenos de los que sinceramente nunca había oído hablar. Las intrigas tratan sobre las investigaciones de esos fenómenos y de un complot de la CIA y el Vaticano para ocultarlo.

La novela me resultó entretenida, de eso se trataba. No soy muy crédula y no voy a entrar en polémicas, supongo que de algún dato real  la imaginación del autor hizo el resto.  ¿Las casualidades influyen en nuestra vida? ¿Todo sucede a causa de algo? ¡Vayan uds., a saber!... En fin, hay tantas preguntas sin respuesta, el universo sigue siendo un gran desconocido y como decía aquella serie televisiva, Expediente X: La verdad está ahí fuera...