miércoles, 31 de diciembre de 2014

En el último día del año...



Según el calendario el año termina en Diciembre y, con las doce campanadas del día 31 se inicia la fiesta. ¡No es mala idea!, toda despedida debía ser alegre porque algo o alguien, compartió con nosotros alguno o muchos de esos 365 días que la vida nos regaló.

Al preparar las 12 uvas tengo los sentimientos a flor de piel, los recuerdos afloran, hago balance y dejo para los demás los proyectos… ¡Sigo aquí!, desde que supe de verdad que no soy eterna, porque lo sabemos, pero vivimos como si nosotros tuviéramos tarjeta oro con la señora de la guadaña… Me he vuelto más conformista, no hago proyectos, simplemente tomo lo que cada día me regala.

No podremos evitar que en el nuevo año lo malo se suceda, ¡qué suerte! tampoco podemos evitar lo bueno :) Todos sabemos que para llegar a algunas conclusiones y poder hacer cambios en nuestra vida es necesario haber pasado por momentos difíciles.  Es necesario enfrentarse a la tristeza, lo mismo que al miedo. Si lo negamos sólo conseguiremos que crezca...

En fin amigos, para este último día del año recuerdo una frase, (siento no recordar el autor) "La magia del viaje no está en llegar al destino sino en ir disfrutando del camino".

Que el nuevo año llegue con un cofre lleno de cosas buenas para todos. Que despidáis bien 2.014 y recibáis mejor el 2.015.  Si no hay novedad el próximo año nos seguiremos leyendo...





10 comentarios:

  1. Que se rebosen las copas, y bebamos hasta el fondo, por el nuevo año y el que se va.Salud. Carlos

    ResponderEliminar
  2. Una entrada con la que estoy de acuerdo, también disfruto el día a día sin ningún proyecto de futuro.FELIZ AÑO NUEVO

    ResponderEliminar
  3. Querida Alondra, vengo a dejarte mis deseos para que tengas un 2015 maravilloso, lleno de alegría y amor.
    Un fuerte abrazo.
    HD

    ResponderEliminar
  4. A ver, cuando recibí mi certificado de "mortalidad garantizada" no me hice conformista, me hice buscadora de experiencias desconocidas, comencé a proyectar a corto plazo, primero para el día siguiente, luego para la semana siguiente, hasta que me animé a comprar pasaje para 4 meses mas tarde y viajé y luego compré entradas para seis meses mas tarde ... y vi lo que esperaba .... y me dedico a vivir cada día como único y con la esperanza de hacer algo más
    Tengo una maleta llena de sueños a realizar y si no llego a concretarlos, no importa, solo con imaginarlos fuí feliz.
    Vuela Alondra!!! que con la imaginación y la ilusión puede uno arropar el alma y sentirse confortable y feliz
    Un año que nos trate bien y nos de buenas alegrías
    Feliz camino
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Querida amiga ALONDRA:
    Si no imaginamos un mundo distinto, nunca podremos lograrlo.
    Deseo para ti que el 2015 sea un maravilloso año, lleno de nuevas metas y que la promesa de que tus sueños se hagan realidad, la veas cumplida.
    Un abrazo inmenso!!!!

    ResponderEliminar
  6. Aquí estoy Alondra, no ha sido fácil pero estoy, lo cierto que aqui aplica aquello de "yo y mis circunstancias" , cada quien asume el final de año de acuerdo a su experiencia de vida, y el nivel de conciencia al que se "puede" llegar a través de ellas, Sabes Alondra una cosa es no hacer planes y vivir el día a día como consecuencia de una decisión de vida a que te quiten si quiera la posibilidad de hacer planes:No hay belleza en el camino cuando sencillamente no vez el camino, o tienes que transitar por sitios tan tortuoso que el cansancio no te deja disfrutar.Sabes que mi situación es excepcional, y la de muchos Venezolanos, unos partierón otros pasamos la navidad en colas, buscando alimentos, no fueron muchas las gaitas que oímos este año, desafortunadamente para nosotros fue un ejercicio de sobrevivencia . Que planes puedes hacer cuando somos el segundo país del mundo más inseguro, cuando no conseguimos alimentos, ni medicamentos, nos robaron la Navidad , lo peor impunemente y vamos de acuerdo con todo los análisis económico a la peor debacle de nuestra historia , con un barril a 48 y un dolar casi a 200 , Dios nos ayude te quiero Alondra y gracias por estar tu catirrucia

    ResponderEliminar
  7. Hola, gracias por curiosear por mi blog! Me gusta mucho tus escritos y en esta entrada las lecciones de vida que palpitan entre tus frases. Feliz año!!

    ResponderEliminar
  8. Feliz 2015, amiga Alondra, que se cumplan en este año todos tus deseos e ilusiones.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Celebrar que estamos vivos podíamos hacerlo todos los días del año pero a nuestra especie le encanta "celebrar" y así se va inventando toda una serie de excusas para hacerlo. Estas alegrías colectivas que tanto nos gustan tienen y siempre lo han tenido, un contrapunto. Las personas que están solas, aquellas que no disponen de medios para hacer regalos, todo el que está pasando el dolor de una pérdida, los abandonados en la calle, los hambrientos, etc., tienen en estos momentos de "despilfarro" un dolor más que añadir al que ya tienen: un sufrimiento aún mayor.



    Sería como hacer una campaña: "Esta Navidad sea solidario, pase hambre, apague la estufa o la calefacción, no se compre unas buenas botas, deje que su viejo abrigo se deshilache, sepa lo que es pasarlo mal y luego cuénteselo a la señora Merkel y de paso, a ver si se enteran también en el gobierno de Rajoy". Son sugerencias, quizá, producto de la fiebre. Lo siento pero aunque yo he escrito unos versitos muy -no sé como calificarlos- porque sí son sinceros pero no son realistas para felicitar a todo aquel que visita mi blog, hoy y precisamente en este momento, me siento abochornada de haberme callado lo que pienso una vez más.



    La verdad es que mis planes de futuro nunca los establezco el día 31 de ningún diciembre de los que he vivido pero he de confesar que tengo, desde hace muchísimos años, un proyecto sostenido en el que he puesto siempre toda mi fuerza de voluntad: no engordar en esta larga -interminable me parece a mí- sucesión de celebraciones en forma de merendolas, copas, copichuelas, comidas, cenorras por las que, inevitablemente, tenemos que pasar. En todos los talleres, clubs, tertulias, centros de mayores, menores, colegios, apas, etc., se comienzan las celebraciones desde primeros del mes de diciembre ¿No es un poco exagerado todo esto?

    ResponderEliminar
  10. Hay algo que no podré olvidar de tu entrada: Suceda lo que suceda en este año que acaba de comenzar, en todos estos cientos de días que tenemos por delante, prometo que intentaré disfrutar al máximo del camino.
    Y en ese disfrute, no me olvidaré de ti, te visitaré y, siempre que pueda, te dejaré un fuerte abrazo con mis cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar

Un escrito crece con tu comentario. ¡Gracias!