martes, 27 de marzo de 2012

A vosotros...

Si un pájaro te dice que estás loco, debes estarlo, los pájaros no hablan. (Confucio)

Mis paseos por el mundo virtual simplemente son a través de este blog y vuestros blogs. Últimamente no abro ni el correo y por supuesto no tengo curiosidad por el facebook, twitter, chats, foros, tuenti y demás plataformas de la red.

¿Por qué? Simplemente quiero conservar parcelas que me hagan sentir bien pero que no me agobien con obligaciones, y es que un Nick se convierte en alguien a quien aprendes a querer, incluso podríamos reconocerlo entre una multitud. A través de sus palabras se convierte en cómplice, no preguntas nada, no juzgas nada, simplemente es un amigo virtual por afinidad, por otro modo de ver la vida o simplemente porque su originalidad te hace reír…

Encontré este texto en una carpeta que iba a enviar a la papelera de reciclaje, posiblemente ya esté publicado en alguna de mis etiquetas pero no importa repetirse si eso nos motiva a seguir aporreando el teclado.

Por el momento el cáncer se ha cronificado, digamos que será de larga duración y la curación no ocurrirá nunca, pero los vándalos se mantienen retenidos. Este tiempo bloguero me hizo pensar que en la memoria muchos tenemos alguna enfermedad crónica. La más epidémica es la nostalgia y le sigue muy de cerca la soledad y el hastío.

Estas enfermedades crónicas pueden crear los poemas más hermosos, y escritos en los que te reflejas como en un espejo. La memoria vuelve una y otra vez a los lugares y personas que nos hicieron felices. Esas cosas que quedan doliendo en el corazón y cuyos momentos hermosos no devora el tiempo.

Por el colchón ruedan sueños rotos de alguien que nos parece irrepetible y lo fue, pero no podemos seguir abrazados a la tristeza ¿cómo levantar el espíritu de la nostalgia? … En la vida todos los días se comienza y sin embargo, en la memoria se construye un jardín cuyas flores no mueren y conservamos árboles siempre frondosos y campos de primavera.

¡Qué difícil es usar a dúo el corazón y la cabeza! No ignoras que cada día es una página en blanco que se puede llenar, hacer borrón y cuenta nueva. Es como un jeroglífico, un puzzle, y no se termina de construir  hasta el último suspiro. Los años me enseñaron que hay que detenerse en el jardín de la memoria sólo el tiempo necesario para saber que la persona que soy hoy, está hecha incluso del estiércol de ese jardín.

Es muy difícil salir del abatimiento sobre todo en un tiempo que parece que el miedo se está apoderando de todos. Y sin embargo, como decía Confucio, para terminar igual que empecé: “es más fácil apoderarse del comandante en jefe de un ejército que despojar a un miserable de su libertad”


9 comentarios:

  1. Precioso escrito Alondra y muy buena esta entrada que me hizo reflexionar sobre la preponderancia que le damos a internet en nuestras vidas, y en las cosas positivas y negativas que encontramos en el.

    Valen la pena?, mi respuesta fue rápida…si, vale la pena porque si realmente lo usamos correctamente, si buscamos la luz a través de un filtro, seguramente encontraremos palabras hechas mensaje como el que nos dejas en tu blog.

    En mi caso son pocos los blogs que leo y son pocos los seguidores que tengo, no busco de visitar blogs indiscriminadamente para captarlos, no me interesa eso, solo tengo tres amigas que me siguen incondicionalmente y comentan, entre ellas Marisa.

    Ahora te has sumado tu, con esto mi cuota está completa: Men…con sus historias, La “loca positiva” de Metamorfosis con sus personajes y su rebeldía. La marimarmo con su desparpajo y con su humor tan característico y Uxue, con su baúl de sueños y recuerdos y ahora tu con toda la sensibilidad que pones para llevar adelante tu rinconcito virtual.

    Para que más?

    Chau

    ResponderEliminar
  2. Tu entrada es realista , bella y práctica , yo, vivo totalmente en el presente y he aprendido a detener el tiempo y vivir el momento , pero siempre llevaré conmigo los recuerdos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Alondra, tu entrada encierra tanta realidad.
    En este mundo de Internet donde nunca se sabe con exactitud quien es quien y dónde está el que nos visita o cuando nos quiere visitar, es donde más que nunca tenemos que hacer caso a esa intuición que nos acompaña y nos lleva solo a los mejores lugares.
    Enfermedades crónicas son aquellas que no saben curar porque son las que más allá del cuerpo han enfermadado el alma.
    Tantos tenemos de esa enfermedades y la nostalgia es una de ellas. Pero hay una verdad que es que la esencia de cada ser se mantiene intacta aunque la dureza de lo vivido haga parecer lo contrario.
    Continua siempre luchando y con tus alas no dejes nunca de recorrer ese mundo maravilloso que seguramente habrás sabido crear.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Cuesta sumerjirse en el presente sin echar miraditas al pasado... y cada vez son más los recuerdos y los recordados. Es difícil pero la misma supervivencia innata nos obliga a caminar cada día y a mirar hacia adelante, a volar, estimada alondra.

    Espero que te recuperes lo más pronto posible, cuídate.

    Montones de besos.

    ResponderEliminar
  5. Nuevos tiempos, nuevos modos, pero en todo caso debemos ser capaces de conservar un espacio para enfrentar la soledad.

    Releerte no pierde un ápice de interés, tus palabras no pierden fuerza.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Hay una vida y mil historias detrás de cada uno de nosotros.
    La vida a veces nos muele a palos pero hay que intentar seguir adelante aunque duelan todos los huesos y el alma llore a gritos, cada día es único, en lo personal intento disfrutar cada uno de ellos de la mejor manera posible y... cuando no hay disfrtute me distraigo con cosas bellas, pinturas, música o lo que encuentre
    Un abrazo grande y cálido
    Besos

    ResponderEliminar
  7. La vida nos pone a veces frente a pruebas que parecen imposibles de superar, y una vez superadas me encuentro a veces con el "Y ahora que?" Las luchas nos cambian, pero por suerte solo un poco.

    Un beso Alondra, que estes mejor de tu patita!

    ResponderEliminar
  8. Qué hermosa sensación la que has descrito, de suspiros, de una te he leído. Cualquier lugar con que tengamos contacto con otro ser humano, sea un red social o bloguer, nos acercará, uno está formado de sensaciones, esas mismas he recogido hoy de aquí.

    Un placer Alondra. Siempre bellos tus sentimientos, hasta parece que te conociera, quizá así sea, quizá amiga. un beso.

    ResponderEliminar
  9. me ha gustado mucho tu post, es muy realista, enfrentando cosas que a veces, aunque sepamos, no queremos ver...

    saludos!!

    ResponderEliminar

Un escrito crece con tu comentario. ¡Gracias!